Migración e invernada del Escribano Palustre (Emberiza schoeniclus) en España.

Autores: VILLARÁN ADÁNEZ, A.

Publicado: Volumen 46(1), Junio 1999. Páginas 71-80.

Idioma: Español

Palabras Clave: Emberiza schoeniclus, España, invernada, migración y recuperaciones.

Resumen:

Se estudia la migración e invernada del Escribano Palustre (Emberiza schoeniclus) en España a partir de un total de 451 fichas de recuperación, y se analizan los aspectos relacionados con la migración diferencial según sexos y edades, especialmente su segregación latitudinal. Los orígenes de las aves que se recuperan en España se distribuyen a lo largo de dos frentes migratorios. El primero recorre la Europa continental atlántica, desde los países nórdicos, para invernar en la cornisa cantábrica y en el centro de la Península. El segundo frente atraviesa Europa central para invernar, fundamentalmente, en las costas mediterráneas. Las aves invernantes en España crían fundamentalmente en Europa centro-occidental (especialmente Alema-nia, Benelux y Francia) y, en menor medida, en Europa septentrional (Suecia, Noruega, Finlandia y Países Bálticos) y oriental (Polonia y antigua Checoslovaquia). Las recuperaciones se obtienen, preferentemente, próximas a las zonas costeras (Cantábrico, Mediterráneo y Atlántico) y en los valles del Ebro y del Tajo, coincidiendo con la existencia de áreas palustres. La mayoría de las recuperaciones se obtienen al este del meridiano 4ºW y al norte del paralelo 40ºN (tanto para la invernada como para los pasos pre y postnupcial). No obstante, el paso postnupcial tiende a desarrollarse por el Mediterráneo y el prenupcial por el interior peninsular. Los machos invernan más al norte y al este que las hembras, mientras que no existen diferencias significativas en la migración por edades (jóvenes y adultos). La proporción de hembras invernantes es superior a la de machos (2:1), al contrario de lo que sucede en otros países europeos más norteños. Las primeras llegadas se producen durante el mes de septiembre, si bien la migración no alcanza intensidad hasta el mes de octubre. El paso prenupcial se alarga hasta finales de marzo. Los machos llegan antes y parten antes que las hembras, no habiéndose detectado diferencias significativas entre jóvenes y adultos.

Artículo completo:

Artículo completo

Introduce tu email y tu clave para acceder a los contenidos de los suscriptores de la revista. Si no estás suscrito haz click aquí